806 56 66 86 / 93 833 90 28 (VISA)CONSULTA TELEFONICA

Significado de los Sueños

El significado de los sueños se basa en una facultad que llamamos fantasía, en una forma de conocer por metáforas, por símbolos. Curiosamente el significado fundamental nos lo ofrece en forma de un sentimiento difuso,de una sensación que es la que primero nos dice de qué trata el sueño.

Sin embargo ocurre con frecuencia que el sueño no sea nada simbólico, sino que nos muestre simplemente los hechos con una crudeza impresionante. En todo caso se nos pide un acto de atenderle, de escucharle. Hay sueños que podemos desechar con facilidad, como un extraño casual, y hay otros que no podemos de ningún modo evitar su presencia. Son como un compañero, como alguién muy íntimo con el que de un modo u otro vas a tener que prestar atención a lo que te dice.

Sueños literales

Estos sueños obedecen a la fuerza del deseo, y son expresiones vitales que nos hacen vivir experiencias deseadas pero insatisfechas. Así podemos vivir experiencias sexuales, sociales, aventureras…todas ellas nos hacen vivir de una manera más rica frente a la habitual pobreza de nuestra vigilia.

Son sueños extrovertidos, en los que se expresa como si viviéramos una película. Son los sueños de nuestra relación con el mundo exterior, y nos compensan de tantas insatisfacciones que nos ofrece el mundo ordinario.

Sueños simbólicos

Son sueños más propios de la vida interior, de mostrarnos elementos psicológicos de nuestra persona. Nos habla a traves de símbolos para que entendamos que la complejidad de nuestra alma no se reduce a un lenguaje prosaico. Son poéticos y la forma de interpretarlos es por tanto en clave poética.

Entramos aquí en un territorio complejo y ambiguo. Existen diferentes escuelas de interpretación del sueño, ofreciendo claves distintas para comprender el significado de éste. Es importante entender que este tipo de sueño exige una actitud de desvelar, como si hablaramos con un misterioso mago que nos habla en enigmas para que hagamos el esfuerzo de resolverlo.

Es por tanto un sueño que exige un acto de desvelación y cuyo premio es un mayor conocimiento de nosotros mismos, un saber desde dentro de nosotros mismos lo que somos. Nos informará puntualmente de cómo estamos, de quien soy en este momento y a donde puedo tender.

Es guía y orientación básica de nuestras vidas que exige una actitud consciente de tomarlo como tal.

Sueños reveladores

Una mezcla entre lo literal y lo simbólico pero que fundamentalmente nos transmiten un mensaje importante. Se muestran rotundos, implacables en su revelación. Podemos tomarlos o dejarlos pero queda ahí su mensaje, su advertencia.

Aquí no se trata ya de desvelar su significado, sino de aceptar su comunicación. Podríamos decir que es cuando el reino del sueño se pone serio con nosotros y quiere decirnos algo queramos o no queramos.

 

Un ejemplo: soñar que se caen los dientes

Ocurre a veces, en momentos de tensión y ansiedad ante el mundo, que el sueño nos quiere mostrar nuestra impotencia con una escena en la que los dientes se nos caen. Asistimos angustiados a cómo se van cayendo las piezas dentales,dejándonos así incapaces de poder morder.

Se trata de un sueño de respuesta a una situación de nuestro mundo exterior, y nuestra capacidad de respuesta a él. El origen no es psicológico, sino surgido por circunstancias a las que debemos responder.

Hay interpretaciones que dicen que esto está relacionado con el proceso de dentición infantil, la sustitución de piezas infantiles por las adultas. Sin embargo el sueño no transmite esa sensación, se trataría más del proceso de perdida de dientes de la vejez, de un proceso de decadencia, de perdida de vitalidad.

Se trata de una condición de indefensión, en el que lejos de poder “morder” al mundo perdemos esa capacidad de agresividad por un lado y por el otro no sentimos desvalidos para resolverlo. No somos capaces ya de masticarlo.

Esa perdida de la vitalidad por un lado y de la capacidad de ataque por el otro, ese dejarnos sin posibilidad de alimentarnos por nosotros mismos…todo eso sugiere este tipo de sueño. La sólución pasa lógicamente por recuperar nuestra integridad perdida y de un modo muy específico: recuperar los dientes de fiera, la capacidad de morder, de agarrar la pieza.

Eso por un lado. Por el otro la capacidad de masticar ese asunto tan dificil…, pues como sabemos a la hora de alimentarnos necesitamos “triturar” el asunto hasta que finalmente quede lo bastante “masticado” como para poder tragarlo.

A tal fin hay que dividir en piezas más pequeñas, tratar de dar mordisquitos al asunto y masticarlos. Poco a poco, lo importante es recuperar la confianza en que somos capaces por nosotros mismos.